Etiquetas

,

Así es queridos lectores y lectoras de este blog. Si la quebradiza salud que me acompaña de manera contumaz todo este año no lo impide, en unos días estaré de nuevo pisando tierras de Asia.

Esta vez le toca el turno a un país que encierra toda la magia y exotismo tan característicos de toda esa zona del planeta que abarca el sudeste y el extremo más oriental del continente asiático. “La Mochila De Marco Polo” se desplaza hasta Corea del Sur, donde visitará una de las ciudades más rompedoras de Asia y que al mismo tiempo es su capital: Seúl.

DSCN0411Seúl, Corea del Sur

Como muchas megalópolis asiáticas, también Seúl sabe armonizar tradición y modernidad. Distintas guerras y ocupaciones a lo largo de seis siglos de historia como capital han intentado robarle su alma zen, pero ahí sigue, imperturbable, abigarrada y vibrante, aferrándose orgullosa a su herencia cultural, mostrando su regio pasado, pero abriéndose a nuevos tiempos con nuevas formas, porque la política, la más reciente, la que partió en dos a la vieja península coreana en los años cincuenta del siglo pasado ha marcado y marca día a día su presente.

En unas pocas jornadas, como decía más arriba, pondré los pies en un nuevo y desconocido destino para mi. Y quienes visitéis el blog podréis ser testigos de lo que da de sí esta nueva e interesante, espero, experiencia viajera porque lo contaré aquí… desde allí, a más de 10 mil kilómetros de distancia de la capital de España y varios husos horarios de diferencia.

Anuncios